¿Cómo aparecen las caries?

En nuestra boca viven millones de bacterias que liberan ácidos para crearse un hábitat ideal para vivir. Pero los ácidos liberados son dañinos para nosotros, porque consumen nuestro tejido dental y así dan paso a la aparición de la caries. Si una caries se deja sin tratar, puede producir la destrucción del tejido dental, inflamación y posteriormente la muerte de la pulpa dental.

Para evitar la aparición de las caries, una buena higiene dental es imprescindible: hay que eliminar la placa bacteriana antes de que se calcifique y produzca la aparición de las caries. Por esta razón, es mucho más probable que la caries aparezca en los dientes posteriores que en los anteriores porque son más difíciles de limpiar y tienen más surcos, lo cual permite la acumulación de la placa bacteriana.

El primer signo de la aparición de la caries es una mancha blanca en la superficie del diente. Con las medidas de higiene apropiadas puedes parar el proceso de formación.

Si se deja sin tratar, empieza a estropear el esmalte dental, formando así una caries superficial que puede ser fácilmente tratada por un profesional.

Si no se detiene la caries superficial, ésta sigue deteriorando el esmalte dental y se puede convertir en una caries avanzada hasta que llegue infectar el nervio dental. Y si ya existe una cavidad y la caries afecta al nervio dental, la pieza es irrecuperable.

Así que no dudes en acudir al dentista antes de que sea demasiado tarde.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *